Reflexiones Anteriores

“DIOS y la Basura… hicieron el Milagro”

 

Esta fue la expresión de Rhonda Gentry al tomar en sus brazos a su pequeño de dos años quien, accidentalmente, cayera del sexto piso del edificio donde vivían, a un enorme depósito de basura.

 

Interesante: la basura sirvió para salvar la vida del pequeño y exclamar la oración de gratitud de una madre al DIOS eterno.

 

JESUCRISTO narró la parábola del Hijo pródigo, en la que, después de gastar toda la herencia, se vio pobre, derrotado, cuidando cerdos y comiendo basura.  Pero esa miserable condición le sirvió para tomar la más inteligente, determinada y definitiva acción:

 

“Me levantaré e iré a mi padre, y le diré: Padre, he pecado contra el cielo y contra ti”

Lucas 15:18

 

Puede ser que usted se encuentre entre un montón de basura: vicios, amarguras, soledad, derrota, perdiendo toda esperanza de recuperación y deseo de vivir.

 

JESUCRISTO puede sacarle de cualquier “basurero” sin importar lo maloliente y grande que sea.  Basta con que clame a Él con fe y determinación.  ¡JESUCRISTO oirá su clamor!  Hágalo, no lo dude.  ¡Usted puede ser salvo!

 

Dios le bendiga.

 

 

Rev. Joel Velásquez-Peralta

Pastor de la Iglesia Bautista de Roosevelt.