Reflexiones Anteriores

“Un Repentino Viento”

 

Siempre electrizaba al público con su acto artístico, el suizo Kurt Borer junto a su hijo de ocho años de edad.

 

Como siempre lo hacía, colocó a su hijo contra el tronco de un árbol en la feria de Basilea, Suiza; puso una manzana sobre la cabeza del niño y después de tomar las precauciones necesarias, tensó el arco y disparó.  Pero, un repentino soplo de viento cambió el curso de la flecha y la fatalidad acabó con el acto.  Un repentino soplo de viento que fatalmente se levantó justo cuando la flecha iba en vuelo.  Este suceso se calificó por las autoridades como un “trágico accidente”.

 

En la vida también ocurre lo mismo; una cosa muy pequeña puede provocar grandes efectos: la mentira, la calumnia, una dosis mínima de droga, etc.

 

La pregunta es: ¿Cómo vivir en calma en un mundo tan incierto?  La respuesta es: con JESUCRISTO, que es Salvador, Pastor y Guardador.  Lea con atención: 

 

“El que habita al abrigo del Altísimo, morará bajo la sombra del Omnipotente… El lo librará del lazo del cazador, de la peste destructora” 

Salmo 91: 1 y 3

 

No espere que lo repentino le afecte, crea en JESUCRISTO como su Salvador y viva salvo, seguro y feliz.  Acéptelo hoy mismo.

 

 

DIOS le bendiga,

 

Rev. Joel Velásquez Peralta

Pastor de la Iglesia Bautista de Roosevelt

 

     

Design by: PRWS