Reflexiones Anteriores

LAS  ALERGIAS

                  

      Es una afección muy común que se presenta en niños, adultos, ancianos y aún en bebés de pecho.  Las hay leves: erupciones en la piel, moderadas: malestar general, cansancio, estornudos y ojos llorosos, y severas: muerte por espasmo laríngeo o asma.

 

     Las alergias manifiestan en nuestro cuerpo el desorden del sistema inmunológico frente al ataque de un alergeno.  El verdadero control de las alergias se hace identificando a los alergenos y evitando ponerse en contacto con ellos.

 

     Cuán difícil fuera para cada ser humano, que así como las alergias, también el pecado manifestara alguna molestia que nos obligara a buscar la ayuda necesaria en ese momento.

 

     Frente a tan difícil situación, solo existe quien puede limpiarnos y guardarnos del pecado, es JESUCRISTO.  Lea con atención:

 

“…Y la sangre de JESUCRISTO, su HIJO nos limpia de todo pecado”

1 Juan 1:7 b

 

     Ese desorden interior de su mente y corazón, solo puede ser transformado con la limpieza que solo la sangre de JESUCRISTO puede hacer.

 

     Le invito a que lo acepte como su salvador ahora mismo y viva sin ataduras ni remordimientos.

 

 

DIOS le Bendiga,

 

Rev. Joel Velásquez Peralta

Pastor de la Iglesia Bautista de Roosevelt

 

 

Design by: PRWS