Reflexiones Anteriores

UNA TIRA DE PAPEL

El niño de sólo dos años de edad, había quedado encerrado en su habitación y  era imposible abrir la puerta; una simple tira de papel sellada por un juez, lo impedía.

La policía, con su celo por clausurar el antro de vicio, también habían sellado una habitación contigua, que nada tenía que ver con el bar.  En esa habitación estaba llorando el pequeño.

«Pude haber roto el papel con la mano y libertar a mi niño, pero temía a la ley”; les explicó el padre a los periodistas.

Hay muchas personas que hoy día son presas, no por una tira de papel sino de sus fobias, temores, odios, rencores, supersticiones y prejuicios, sin saber cómo ser liberados de ellas.

Le propongo que lea con atención:   Y conoceréis la verdad, y la verdad os hará libres”   Juan 8:32

Solo conociendo a JESUCRISTO, que es El Camino, Verdad y Vida, toda  persona puede ser libre.

Invítelo hoy mismo a su vida y disfrute de la verdadera libertad.  Haga de JESUCRISTO su Salvador y su Señor.   Esa la decisión más importante  ¡Acéptelo ahora!

 

DIOS le bendiga,  

 

 

Rev. Joel Velásquez Peralta

Pastor, Iglesia Bautista de Roosevelt